Cómo gané un sorteo con la Ley de Atracción

El siguiente es el testimonio de uno de los lectores de este sitio, Lupe Cedillo, el cual, sin pretender realizar un ejercicio de la ley de atracción, logró obtener dos magníficas manifestaciones.

Por lo visto no era su intención consciente obtener una manifestación en ese momento, pero el contexto, las circunstancias y especialmente el estado de ánimo de los participantes fue lo que ocasionó esas manifestaciones.  Es probable que en ese momento hayan considerado los eventos como unas afortunadas coincidencias, o un regalo de Dios.

No estoy diciendo que las manifestaciones no sean regalos de Dios, lo son, pero no en el sentido en que la mayoría de la gente las considera, donde uno no tiene que ver con la manifestación de dichos obsequios, cuando en realidad tiene que ver con ello por completo.

Me gusta el ejemplo, porque nos demuestra que la Ley de Atracción funciona todo el tiempo, para todas las personas, estemos o no conscientes, lo creamos o no.  Siempre y cuando se cumplan las dos reglas de LOA: desearlo y creerlo.    Lo mejor de este testimonio, desde mi punto de vista, es que nos demuestra una vez más que la fórmula secreta para manifestar lo que deseamos consiste en tener momentos de felicidad.

Para conseguirlo tenemos que cambiar nuestro paradigma y en lugar de buscar las manifestaciones para alcanzar nuestra felicidad, como solemos hacerlo, debemos buscar la felicidad para entonces alcanzar las manifestaciones que deseamos y tenemos en nuestro vórtex.

Manifestaciones que, una vez alcanzadas generan un círculo virtuoso, pues gracias a nuestros sentidos y percepción de esos deseos manifestados, obtenemos aún más felicidad.  Lo cual nos ayuda a elevar e incrementar el impulso de nuestras vibraciones, y así obtener aún más y más manifestaciones.  Siempre y cuando no lo echemos a perder, recordando “lo triste, difícil o injusta que es la vida” (aclaro que estoy siendo irónico con el comentario).

Testimonio

He aquí el testimonio de Lupe, a quien le agradecemos que lo haya compartido con nosotros:

Hola, buen día…  Esta es mi experiencia de manifestación compartida…

En una ocasión, aproximadamente hace unos 3 meses, estaba trabajando con mi papá en la parcela.  Estábamos juntando alfalfa y pastura para las vacas.  Mientras trabajábamos y platicábamos, nos surgió casi al mismo tiempo la misma idea.  Esto es bastante común que suceda entre mi papá y yo. Muy seguido, o casi a diario, tenemos opiniones similares en distintos temas. 

Dijimos: ojalá y que pasen los tractores por aquí y nos junten la pastura.  Lo comentamos entre risas y carrilla, sin realmente afectarnos si sucedería o no.  Tan sólo fue una broma que hicimos entre los dos. Lo cual no quiere decir que no fuera un deseo real pues, nos ahorraría mucho esfuerzo si así ocurriera.

Te imaginarás la sorpresa que nos llevamos cuando, media hora después de haber tocado el tema llega alguien con un tractor.  La persona que lo venía manejando nos ofreció un boleto para el sorteo de una camioneta. 

Entre la venta del boleto y la platica nos juntaron la pastura, justo como lo habíamos deseado unos minutos antes.    A cambio, y en el estado de ánimo alegre y agradecido en el que nos encontrábamos le compramos un boleto entre los dos.  Pero, le sugerimos que en la rifa incluyera premios también para el segundo lugar, y no sólo para el primero, como lo estaban organizando.   

El precio del boleto del sorteo era alto, por lo que sugerimos que tendría más éxito en la venta y le daría más emoción a la rifa si lo hiciera de esa forma. 

El sorteo fue al día siguiente.  No estuvimos presentes, pero tres días después, al llegar de mi trabajo veo que hay un borrego en mi casa.   Y me da la noticia mi papá que ¡ese fue el segundo premio, y que nos lo habíamos ganado con el boleto que compramos!   Gracias a nuestra propuesta de dar un premio de segundo lugar es que obtuvimos ese premio.  “

Reflexión del Aprendiz de LOA

Como lo hemos visto en muchos de mis propios ejemplos, y ahora con este testimonio, ni siquiera es necesario que sepas de la existencia de LOA o que tengas una intención explícita de manifestar para que eso ocurra.   Por eso no es raro ver a gente extremadamente “afortunada” a la cual parece que la vida le sonríe todo el tiempo, que obtienen todo lo que desean.  Son personas que, aún y cuando no sepan de LOA, han hecho del optimismo y la felicidad su forma de pensar, sin siquiera saber, en la mayoría de los casos, que ese optimismo y felicidad les está trayendo más razones para ser optimistas y felices.

En este caso, Lupe sí conoce de LOA, pero por lo visto en este evento no estaba pensando en manifestar, sino en divertirse, al mismo tiempo que bromeaba ante la posibilidad de un evento que le daría comodidad.   Ya hemos visto en otros artículos que cuando nos concentramos un poco en algo que deseamos, y especialmente cuando lo hacemos con humor, la manifestación puede ser casi inmediata.

Es claro que tanto Lupe como su papá estaban en el vortex en ese momento, pues no sólo manifestaron la ayuda de un tractor, sino que de una forma increíble obtuvieron un segundo premio de una rifa.   Muchas veces nos preocupamos porque dudamos que haya forma de conseguir el dinero, casa, relación que deseamos.

Dudamos, pensando en todas las razones posibles por las cuales no ocurrirá lo que deseamos.  Y ante esas vibraciones de duda, el Universo responde con la misma frecuencia, dándote la razón para que sigas dudando.   En cambio, en este ejemplo vemos cómo Lupe y su papá se convirtieron en componentes creativos para obtener un premio de rifa, pues ellos mismos, por inspiración de su ser interior, sugirieron que se agregara un segundo premio a la rifa.   Si no lo hubieran hecho, probablemente no hubieran obtenido ningún premio.

La inspiración divina no es únicamente eso que sienten los grandes artistas cuando componen una canción, pintan un cuadro o escriben una novela.  La inspiración es esa idea que se siente tan bien, y que muchas veces surge en medio de un momento de diversión o felicidad, y nos lleva por el camino de menor resistencia hacia la manifestación de nuestros deseos.

La inspiración es ese momento en el que logramos entrar al estado apropiado para escuchar a Dios.  No es el momento en que Dios nos habla, porque Dios nos habla todo el tiempo, es el momento en que dejamos las resistencias a un lado y logramos por un instante escucharlo.  Si estuviéramos más tiempo alineados, en estado de recepción, más tiempo lo estaríamos escuchando.

Solemos creer que si Dios se comunicara con nosotros sería para transmitirnos un mensaje divino por medio del cual salvaremos al mundo.   ¡Qué equivocados estamos!

Dios, el Universo, la fuente, nos habla en nuestra mente, muchas veces con lo que sentimos como nuestros propios pensamientos, de acuerdo al nivel vibratorio en el que nos encontramos.  Nos tiene un mensaje para llevarnos por el camino de menor resistencia hacia la manifestación de todo aquello que hemos depositado en nuestro vortex, sin importar que parezca grande o pequeño.

Y ese mensaje puede ser tan simple y tan natural como sugerirle a alguien que está organizando una rifa a que otorgue un premio de segundo lugar; como una forma que Dios planeó para entregarnos uno de infinitos obsequios que nos tiene preparados.

O el mensaje puede ser la idea del negocio del siglo, los números de la lotería ganadora, el ir a un lugar donde conoces al amor de tu vida,  el abrir un libro en una página que te da la respuesta a un problema, el encender la radio justo cuando ponen una canción con una letra que menciona algo que un ser que falleció te quiere decir.

Por las limitantes de nuestra percepción física, nos cuesta trabajo entender que nuestra mente es una con Dios y con los demás.  Y que la palabra de Dios no necesariamente se sentirá o escuchará como algo que un señor barbón está  pronunciando desde una nube mientras suenan las trompetas que tocan los ángeles.

Compartimos la mente con Dios.  Somos una extensión de la mente de Dios.  Nuestra mente reposa en la mente de Dios.   Nosotros somos los que vivimos en el sueño de la separación, y por eso seguimos buscándolo afuera, sin entender que está dentro de nosotros, de la misma forma en que está en todos lados.

“Tu mente y la de Dios son una.  Negar esto y pensar de otra manera ha conservado tu ego intacto, pero ha dividido literalmente a tu mente. “Un Curso de Milagros

Experto no es el que sabe, sino el que siente

No necesariamente el mayor experto en la teoría de LOA es el que obtendrá más beneficio de LOA.  Porque, no importa la teoría o los conceptos, o los procesos.  Lo que importa y nos dará más resultados son las emociones positivas.  Así que, en lugar de hacernos expertos en LOA quizás debamos de hacernos expertos en sentir emociones positivas y veremos como nuestra fortuna cambia, aún y cuando no entendamos del todo las razones.

Espero que te haya gustado este testimonio y nos dejes tu comentario aquí abajo.    Y no olvides compartir tus propios testimonios, podría ser el siguiente que publiquemos en este sitio para motivar a nuestros lectores a seguir practicando emociones positivas para manifestar todo eso que tanto desean.

 

Felices manifestaciones

 

El Aprendiz de LOA

Otros testimonios de lectores del blog:

¡Aprende LOA gratis por correo!

Aprende los secretos de la Ley de Atracción de una forma simple, práctica e interesante con el Aprendiz de LOA

I agree to have my personal information transfered to AWeber ( more information )

Podrás cancelar tu suscripción en cualquier momento.

12
Déjame saber si te gustó con un comentario

avatar
4 Comment threads
8 Thread replies
1 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
5 Comment authors
MariaLuisCarlosaprendizdeloaDaniel Recent comment authors
más nuevo más viejo más popular
Maria
Invitado
Maria

Si muchísimo!!!!!!!!!!!!!

Luis
Invitado
Luis

Gracias por la persona que leerá esto y se pondrá en contacto conmigo para poder compartir experiencias de gratitud y milagros diariamente.

Carlos
Invitado
Carlos

Esta magnifico tu testimonio

Daniel
Invitado
Daniel

Hola Aprendiz, Justamente ayer estaba pensando que me encantaría volver a leer un nuevo articulo, justamente a las pocas horas revise mi bandeja de entrada de correo y JUSTO en el momento de abrir, llego un email notificando tu nuevo articulo. Me gusto el testimonio y tu reflexión al respecto, por lo que recordando ahora sucesos que me han ocurrido mucho antes de saber sobre LOA no hay duda que las emociones positivas sin apego es el ‘secreto’. Tengo una pregunta para ti, en varios vídeos he visto que mezclan el termino ley de atracción con ley de la evolución,… Leer más »